Jueves, 20 Junio 2024

TCA (TRANSTORNOS DE CONDUCTA ALIMENTARIA)

TCA (TRANSTORNOS DE CONDUCTA ALIMENTARIA) Imagen 1

 

Fue un sábado, año ochetayalgo. Recuerdo que fue en el patio del colegio, donde habitualmente jugábamos a la goma, al pilla pilla…, ese sábado se estaban realizando diferentes actividades por ser la fiesta del cole, y la actividad estrella era la tómbola. Era un día bullicioso donde nos mezclamos alumnos, padres, madres y profesorado. Con toda la ilusión que una niña de 7-8 tiene por participar la primera vez en algo nuevo, participé y me tocó un poster. Era un poster sin más, ninguna temática que a una niña de esa edad le hiciera especial ilusión, pero como me había tocado en ese contexto ya era un regalo importante.

Dicho cartel tenía una frase acompañado de un dibujo antiguo del cuerpo humano “Mens sana in corpore sano”. Este póster con su frase se quedó colgado en mi habitación, hasta que ya en la adolescencia lo sustituí por pósters de los surferos y músicos de turno.

Cuando en marzo de 2020 llegó la pandemia con sus incertidumbres, una vez consciente de que lo de quedarnos en casa iba en serio, volvió a mi cabeza como un mantra la frase de aquel poster: “Mens sana in corpore sano”, y pensé si quiero tener mi cabeza sana tengo que hacerme una rutina de ejercicios, así que como la mitad del país, dedique un tiempo durante el día a hacer ejercicio. A lo que añadí una planificación en la alimentación.¡cómo disfruté de cocinar sin las prisas del día a día!

Llegado a este punto todos entendemos la importancia de la nutrición en la salud física. Sin embargo, no todos estamos al tanto del impacto de la alimentación en la salud mental y el bienestar emocional y viceversa.

Los TCA (trastornos de conducta alimentaria) son trastornos mentales graves que afectan a la manera de relacionarse con la comida, ya sea a través de restricciones, purgas, y atracones, entre otros síntomas. Asimismo, las personas afectadas pueden presentar fuertes preocupaciones en cuanto al peso y la forma corporal.

El encierro y el efecto de las redes sociales han provocado que los casos de TCA aumenten un 20%, y hayan empeorado los 400.000 que ya existían, todos perjudicados también por el difícil acceso al sistema sanitario. Y un dato que a mí me pone los pelos de punta es que un 15 % del aumento es en menores de 12 años. Terrible.

¿Qué hacer si creemos tener algún caso cercano?

La Academia española de nutrición y dietética ha creado una guía para detectar señales de alarma de un TCA, para orientar en esta difícil situación.

Busca a profesionales especializados en TCA y/o contacta con alguna asociación de trastornos alimentarios para obtener orientación y apoyo. 

Y como siempre, mejor prevenir que curar, de que manera podemos hacerlo:

- Educar y fomentar una alimentación saludable, sin caer en extremos (dar el ejemplo).

- Promover una actividad física moderada, que idealmente involucre socialización.

- Favorecer la construcción de una autoestima adecuada.

- Evitar poner énfasis en el peso y la figura.

 

   
DIETÉTICA
y alimentación

 

Carolina Rïn
Dietista Colegiada nº 1887